La Carta Astral y la herramienta Astrológica

En la práctica Astrológica laboramos con lo que llamamos “carta natal”.

La carta natal es el mapa astrológico que se levanta a la hora de estudiar e interpretar lo deseado; contiene lo que es esencial a la hora de interpretar: la posición precisa de los planetas en el zodiaco, en las casas astrológicas, y los aspectos entre si. Por lo tanto, carta astral y carta natal en si es lo mismo; la única diferencia es que la carta natal se refiere específicamente al mapa de nacimiento, mientras que la carta astral es el mapa del cielo de forma general. Carta Astral, también es el nombre que se le ha dado de forma popular a la consulta de astrología.

La Astrología se aplica generalmente para seres humanos (astrología genetliaca), sin embargo, es un solo uso dentro de muchos posibles: existe la Astrología Horaria, que consiste en levantar la carta astral de una pregunta para obtener una respuesta precisa; la Astrología Mundial, que estudia países y organizaciones internacionales, temas políticos y económicos; la Astro-Medicina, especialmente enfocada hacia el diagnóstico y la curación, la Astro-Meteorología […]. En realidad, se puede realizar una carta astral para lo que sea: el nacimiento de una persona, un negocio, un matrimonio, una venta o un trasteo, una sociedad cualquiera, un animal o cualquier forma de vida bajo la influencia de su nacimiento, ya que la Astrología en si no responde sino a una sola ley muy antigua: “Como es arriba es abajo”.

 

Antiguamente, la Astrología era algo muy marginalizado, una herramienta exclusivamente reservada para los reyes las familias reales; lo que se buscaba era contestar preguntas muy puntuales que a menudo tenían que ver con las guerras y la prosperidad del reino y las dinastías. Hoy en día, se han desarrollado varios enfoques que se le pueden atribuir a la Astrología:

 

  • La Astrología Tradicional: esta es la antigua; determina y predice enfocándose sobre todo en los hechos más concretos de la vida. Aunque constituye las raíces de la Astrología y que su importancia es muy grande, considero que su tendencia en fatalizar y condicionar es el ancla que no deja la Astrología volar por sus propias alas, ya que a menudo no deja opciones al consultante y por lo tanto lo priva de una herramienta divina que se le ha sido atribuida al nacer: su libre albedrio.

  • La Astro-Psicología: esta rama corresponde a un enfoque específicamente psicológico que se le da al estudio de la carta natal. Muchísimos psicólogos (e incluso psiquiatras y médicos) la usan como una herramienta única a la hora de conocer sus pacientes; lastimosamente, a menudo la usan bajo perfil para no ser descreditados. Una vista a la carta natal del paciente puede ahorrar al psicólogo muchas sesiones, optimizando a la vez el tiempo y los recursos. Una rama especifica de la misma, la Astrología Psicológica fue desarrollada por Bruno Huber y Roberto Assagioli durante el siglo XX.

  • La Astrología Humanista: desde mi punto de vista personal, es la rama que entra en los dominios del autoconocimiento y de la espiritualidad con más profundidad. La Astrología Humanista permite entenderse y comprenderse a un nivel personal y espiritual para poder empoderarse de su libre albedrio y manejar con más fluidez su vida, optimizándola y laborando sus defectos y dificultades para que no sean las condiciones que nos hagan repetir ciclos constantemente y estar sujetos a vivir una vida sin elección.

 

En el año 1951, se realizó una investigación estadística demostrando que el “efecto astrológico” es irrefutable. El estudio estadístico fue realizado a base de 25,000 fechas de nacimiento obtenidas en el estado civil y los resultados finales sobre los 25,000 nacimientos superaron 5 veces la distancia necesaria para comprobar su eficiencia.

 

 

La Carta Astral, una brújula cósmica

La Carta Astral contiene toda la información acerca de la persona para la cual se la estudia. Obviamente la interpretación dependerá en su calidad del enfoque que le da el Astrólogo, de su experiencia y de su nivel de conciencia que puede ir desde muy materialista hasta profundamente espiritual.

 

Básicamente, para entenderla mejor, podríamos concebir la Carta Astral como una brújula cósmica. Sus funciones son tantas como las que el imaginario humano le pueda dar, pero para darte una idea más precisa aquí van varios ejemplos:

 

  • Toma de decisión

  • Conocer cuáles son tus dones y talentos

  • Optimizar tu vida en todos los sentidos

  • Analizar tu vida sentimental y afectiva

  • Entender tus ciclos y saber cómo aprovecharlos

  • Obtener una visión clara de tu situación económica, laboral y profesional

  • Identificar tu vocación personal, profesional y espiritual

  • Identificar características de situaciones potenciales o futuras para poder enfrentarlas y aprovecharlas consciente y adecuadamente

  • Conocerte, y saber de que forma puedes cambiar, mejorar y evolucionar

  • Realizar estudios de compatibilidad de personas, ya sean parejas o socios, padres e hijos

  • Optimizar tu vida a través de técnicas precisas como la revolución solar

  • Diagnosticar y prever problemas de salud

 

La idea no es depender de ella y deber consultarla cada vez que hay alguna decisión que tomar, por ejemplo, pero hay determinados momentos en nuestra vida en los cuales necesitamos una guía que nos permita aclarar nuestra visión de la vida.

Así, aprovechar esa herramienta, es optimizar su tiempo, su energía, y poder ayudar a mucha gente a entenderse para acceder a otros niveles evolutivos en los cuales vamos vibrando en el amor y la armonía.

 

Esa carta astral es igualita a la brújula que un marinero usa para dirigir su barco hacia su destino. Si no tiene brújula usará otros factores tales como la dirección del viento, el comportamiento de las mareas, su intuición a menudo… pero con ella, estará seguro, dirigido y su voluntad no fallará. Usar la astrología para optimizar su vida es similar, siempre y cuando se usa de forma madura y responsable.

Bogotá, XX de xxxxx

2019

Preguntas y respuestas

  • CEIA - Facebook